Agencia de Valores: [Concepto, Implicaciones, Importancia y Representantes]

Inicio » Finanzas » Agencia de valores

Las agencias de valores son empresas intermediarias que gestionan diversas operaciones en el mercado de valores a cambio de una comisión. Son entidades financieras.

Por lo general, se presentan como sociedades anónimas capaces de operar con un capital mínimo obligatorio de unos 300.000 a 500.000 mil euros, dependiendo de la cantidad de actividades que desarrollen.

Agencia de Valores

Aspectos relacionados con una agencia de valores

Una característica esencial es que no están autorizadas para actuar en nombre propio en las diversas operaciones financieras, pues su función esta esencialmente destinada a fungir de intermediaria entre un inversor y el mercado.

Tampoco pueden ofrecer préstamos ni créditos a los inversores. Por ejemplo, cuando un inversor X desea acudir al mercado para comprar bonos, acciones y otros instrumentos que se cotizan en la bolsa, canaliza sus órdenes a través de una agencia de valores debidamente registrada.

Se las conoce también como compañías de servicios de inversión, o ESI. Tienen entre sus objetivos principales dar la cara frente a las entidades de crédito que suelen ofrecer servicios de inversión.

Según se desprende de lo establecido en el artículo 140 del real Decreto Legislativo 4/2015, los servicios de inversión son los siguientes:

  1. Tramitan órdenes de compra o venta de valores a cuenta de sus clientes.
  2. Reciben, transmiten y ejecutan órdenes de clientes en relación con uno o más instrumentos financieros.
  3. Ejecución de dichas ordenes por cuenta de clientes.
  4. Negociación por cuenta propia.
  5. Ejercen un manejo discrecional y personalizado de las carteras por cuenta ajena, es decir, con arreglo a los mandatos del cliente.
  6. Ofrecen servicios de asesoramiento en inversiones para el mercado de valores y otros instrumentos financieros.
  7. Aseguramiento de instrumentos financieros y colocación de los mismos, sobre la base de un compromiso sólido.
  8. Brindar asesoría en materia de inversión, con la emisión de recomendaciones para cada cliente.
  9. Gestión de sistemas multilaterales de negociación.
  10. Gestión de sistemas de contratación.

Se trata de organizaciones con un altísimo nivel de especialización del talento humano y están obligadas a registrarse en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de España para poder operar normalmente desde sus oficinas principales o sucursales.

Del mismo modo, pueden delegar en un representante ciertos poderes de representación, los cuales otorgan la prerrogativa de distribuir a nivel comercial estos servicios especializados que prestan.

Son personas externas a la agencia, no devengan un salario por ello, aunque como es lógico sí cobran honorarios por sus servicios aun cuando se los considera colaboradores de la agencia.

¿Qué tipos de empresas de servicios de inversión existen?

Como se trata de un servicio especializado, las agencias de valores son un tipo de empresa de servicios de inversión, pero también existen otras tales como: la Sociedad de Valores (SV), las Agencias de Valores (AV), las empresas de Asesoramiento Financiero Independiente (EAFI) y la Sociedad Gestora de Carteras (SGC).

Las Sociedades de Valores (SV) tienen facultades para operar como intermediario en los mercados financieros y ejecutar servicios de inversión. Se constituyen como sociedades anónimas y deben en consecuencia, contar con un capital inicial mínimo de 2 millones de euros.

Son ejemplos claros de Sociedades de Valores las siguientes:

  • UBS Securities. Se trata de un banco de un banco de inversión de origen chino, que posee una afiliación con el banco suizo UBS.
  • Morgan Stanley. Es una de las entidades financieras más conocidas a nivel mundial. De origen estadounidense, opera como un banco de inversión y agente de bolsa. Logró en el año 2017, ingresos por el orden de los 37.945 millones de dólares.
  • Altura Markets. Se trata de una entidad española que incursionó con mucho éxito en el mercado financiero y en el área de seguros. En el año 2018, obtuvo una facturación total de 2.500 millones de euros.

Cabe destacar, que las sociedades de valores y las agencias de valores no deben ser confundidas. No son lo mismo. Las agencias de valores también actúan como intermediarios en los mercados financieros, pero son diferentes.

Empezando porque su capital inicial puede ser mucho menor por mandato de ley. Oscila en 300 mil euros, pero si desea operar como miembro del mercado entonces ese capital sube a 500 mil euros como mínimo. Las SV además pueden actuar para beneficio propio en los mercados.

Pero su mayor diferencia con las Agencias de Valores está asociada a las funciones que desarrollan, porque las SV pueden abarcar cualquier actividad en materia de servicios de inversión, pero las AV no tienen tanta libertad, ya que actúan solamente a cuenta o a instancias del cliente.

No pueden tampoco suscribir emisiones y ofertas públicas de venta por aseguramiento, aunque sí pueden hacerlo bajo la figura de mediación. Otra limitante es que no pueden ofrecer créditos ni préstamos a los inversores.

Hay otros servicios auxiliares, permitidos por mandato legal y que son derivados de la custodia y administración de los instrumentos financieros, concesiones de créditos, elaboración de informes y hasta operaciones de cambio de divisas.

¿Por qué son importantes las agencias de valores?

Las agencias de valores contribuyen a consolidar la dinamización de los mercados de valores, desarrollan estrategias que buscan mejorar el patrimonio de sus clientes.

Principalmente empresas compuestas por inversores o inversionistas deseosos de obtener recursos económicos destinados a la financiación de proyectos importantes que ayuden a lograr su expansión, a generar empleos y traer bienestar social.

Una forma de obtener dinero es vendiendo acciones en la Bolsa, pero existen otras opciones en el mercado de valores. Y es que las Bolsas de Valores ofrecen financiamientos de proyectos con tasas que en ocasiones son mucho más atractivas que las ofrecidas por la banca privada.

 ¿Quiénes son los representantes de las agencias de valores?

En las agencias de valores, así como en general en todas las empresas de servicios de inversión, la figura de los agentes de empresas de servicios de inversión son fundamentales para acometer todos los procesos de naturaleza financiera.

Pero el marco de la actuación de estos profesionales especializados está especificado en el artículo 140.a y e) Real Decreto Legislativo 4/2015. De igual manera, pueden brindar asesoramiento sobre todo lo relacionado con instrumentos financieros y servicios ofrecidos por la empresa donde labora.

Un agente actúa de forma exclusiva para una sola empresa de servicios de inversión, o varias aglutinadas en un solo grupo. Pero no así de los inversores. Representan los intereses de la empresa de servicios de inversión y jamás deben recibir dinero o instrumentos financieros que provengan de sus clientes.

Acerca del autor

Redacción e Investigación | + posts

¡Hola! Soy Gemma Guerrero.

Soy graduada en Economía por la Universidad de Granada. Actualmente, al igual que Arnau estoy estudiando el título oficial de CFA (Cheff Financial Advisor).

Para ello, escribir y publicar en Autorizado Red me ayuda a estar al día con los diferentes conceptos económicos y financieros que he de preparar.

Previous

Burbuja Especulativa: [Concepto, Implicaciones, Causas e Historia]

Contrato Inteligente en Bitcoin: [Concepto, Implicaciones, Funcionamiento, Ventajas y Desventajas]

Next

Deja un comentario