Cadena de Suministro

Inicio » Finanzas » Cadena de Suministro

Puntos importantes sobre la cadena de suministro:

  1. Una cadena de suministro es una red entre una empresa y sus proveedores para producir y distribuir un producto o servicio específico.
  2. Las entidades de la cadena de suministro incluyen productores, proveedores, almacenes, empresas de transporte, centros de distribución y minoristas.
  3. Las funciones de una cadena de suministro incluyen el desarrollo de productos, el marketing, las operaciones, la distribución, las finanzas y el servicio al cliente. La gestión de la cadena de suministro.
  4. Permite reducir los costes y acelerar el ciclo de producción.
Cadena de suministro
analogicus / Pixabay

¿Qué es una cadena de suministro?

Una cadena de suministro es una red entre una empresa y sus proveedores para producir y distribuir un producto específico al comprador final. Esta red incluye diferentes actividades, personas, entidades, información y recursos.

La cadena de suministro también representa los pasos necesarios para llevar el producto o servicio desde su estado original hasta el cliente.

Las empresas desarrollan cadenas de suministro para poder reducir sus costes y seguir siendo competitivas en el panorama empresarial.

La gestión de la cadena de suministro es un proceso crucial porque una cadena de suministro optimizada da lugar a costes más bajos y a un ciclo de producción más rápido.

¿Por qué son importantes las cadenas de suministro?

Una cadena de suministro implica una serie de pasos para hacer llegar un producto o servicio al cliente. Los pasos incluyen el movimiento y la transformación de las materias primas en productos acabados, el transporte de esos productos y su distribución al usuario final.

Las entidades que participan en la cadena de suministro son los productores, los vendedores, los almacenes, las empresas de transporte, los centros de distribución y los minoristas.

Los elementos de una cadena de suministro incluyen todas las funciones que comienzan con la recepción de un pedido hasta satisfacer la solicitud del cliente. Estas funciones incluyen el desarrollo de productos, el marketing, las operaciones, las redes de distribución, las finanzas y el servicio al cliente.

La gestión de la cadena de suministro es una parte muy importante del proceso empresarial. Hay muchos eslabones diferentes en esta cadena que requieren habilidad y experiencia. Cuando la gestión de la cadena de suministro es eficaz, puede reducir los costes globales de una empresa y aumentar la rentabilidad.

Si un eslabón se rompe, puede afectar al resto de la cadena y puede ser costoso.

Gestión de la cadena de suministro y gestión de la logística empresarial

Los términos gestión de la cadena de suministro y gestión de la logística empresarial -o simplemente, logística- suelen utilizarse indistintamente. La logística, que es un eslabón de la cadena de suministro, es diferente.

La logística se refiere específicamente a la parte de la cadena de suministro que se ocupa de la planificación y el control del movimiento y el almacenamiento de bienes y servicios desde su punto de origen hasta su destino final. La gestión logística comienza con las materias primas y termina con la entrega del producto final.

Una buena gestión logística garantiza que no haya retrasos en la entrega en ningún punto de la cadena y que los productos y servicios se entreguen en buenas condiciones. Esto, a su vez, ayuda a mantener bajos los costes de la empresa.

Cómo funciona el flujo de costes de fabricación

El flujo de costes de fabricación se refiere al proceso de utilización de materiales y mano de obra para completar un producto acabado que pueda venderse a un cliente. Un sistema de gestión de la cadena de suministro puede reducir el coste y la complejidad del proceso de fabricación, especialmente para un fabricante que utiliza muchas piezas.

Por ejemplo, un fabricante de ropa puede trasladar primero las materias primas a la producción, como la tela, las cremalleras y otras piezas utilizadas para hacer la ropa. A continuación, el fabricante incurre en gastos de mano de obra para hacer funcionar la maquinaria y realizar otros trabajos con los materiales.

Una vez terminados los artículos, hay que empaquetarlos y almacenarlos hasta que se vendan a un cliente.

Proveedores fiables

Un proceso eficiente de gestión de la cadena de suministro requiere proveedores que sean fiables. Esto implica producir un producto de calidad que satisface las necesidades del fabricante (cliente), y que el producto se entregue a tiempo.

Por ejemplo:
Supongamos, por ejemplo, que Muebles Sólidois, SL fabrica muebles de alta gama, y que un proveedor proporciona asas de metal y otros accesorios. Los componentes metálicos deben ser duraderos para que puedan utilizarse en los muebles durante años, y las piezas metálicas enviadas a Muebles Sólidois, SL deben funcionar como se pretende.

El proveedor debe ser capaz de atender los pedidos del fabricante y enviar las piezas metálicas para satisfacer las necesidades de producción de Muebles Sólidois, SL. Estos pasos son necesarios para fabricar un producto de calidad que se envíe al cliente a tiempo.

La cadena de suministro y la deflación

La evolución y el aumento de la eficiencia de las cadenas de suministro han desempeñado un papel importante a la hora de frenar la inflación.

A medida que aumenta la eficiencia en el traslado de los productos de A a B, los costes de hacerlo disminuyen, lo que reduce el coste final para el consumidor. Aunque la deflación suele considerarse negativa, la eficiencia de la cadena de suministro es uno de los pocos ejemplos en los que la deflación es algo positivo.

A medida que la globalización continúa, la eficiencia de la cadena de suministro se optimiza, lo que mantiene la presión sobre los precios de los insumos.

¿Cuáles son las partes de una cadena de suministro?

Los pasos clave en una cadena de suministro incluyen:

  1. Planificar el inventario y los procesos de fabricación para garantizar que la oferta y la demanda estén adecuadamente equilibradas.
  2. Fabricar o abastecerse de los materiales necesarios para crear el producto final.
  3. Ensamblar las piezas y probar el producto.
  4. Envasar el producto para su envío (o mantenerlo en el inventario hasta una fecha posterior).
  5. Transportar y entregar el producto final al distribuidor, al minorista o al consumidor.
  6. Proporcionar asistencia al cliente para los artículos devueltos.

¿Qué es la gestión de la cadena de suministro?

La gestión de la cadena de suministro (SCM) se refiere a la supervisión y el control de todas las actividades necesarias para que una empresa convierta las materias primas en productos acabados que luego se venden a los usuarios finales. La SCM proporciona un control centralizado de las fases de planificación, diseño, fabricación, inventario y distribución necesarias para producir y vender los productos de una empresa.

Uno de los objetivos de la gestión de la cadena de suministro es mejorar la eficiencia mediante la coordinación de los esfuerzos de las distintas entidades de la cadena de suministro.

Esto puede dar lugar a que una empresa logre una ventaja competitiva sobre sus rivales y mejore la calidad de los productos que fabrica, lo que puede conducir a un aumento de las ventas y los ingresos.

¿Qué tipos de cadenas de suministro hay?

Hay muchos tipos diferentes de modelos de cadena de suministro disponibles para las empresas interesadas en implementar una estrategia para mejorar la eficiencia y el flujo de trabajo.

El tipo de modelo de cadena de suministro que seleccione una empresa dependerá a menudo de cómo esté estructurada la empresa y de cuáles sean sus necesidades específicas. He aquí algunos ejemplos:

Modelo de flujo continuo

Este modelo tradicional de cadena de suministro funciona bien para las empresas que producen los mismos productos con poca variación. Los productos deben tener una gran demanda y requerir poco o ningún rediseño. Esta falta de fluctuación significa que los directivos pueden agilizar los tiempos de producción y mantener un control estricto del inventario.

En un modelo de flujo continuo, los directivos tendrán que reponer continuamente las materias primas para evitar cuellos de botella en la producción.

Modelo de cadena rápida

Este modelo funciona mejor para las empresas que venden productos basados en tendencias que pueden tener un atractivo temporal limitado. Las empresas que utilizan este modelo necesitan sacar sus productos al mercado rápidamente para aprovechar la tendencia imperante.

Tienen que pasar rápidamente de la idea al prototipo, a la producción y al consumidor. La moda rápida es un ejemplo de industria que emplea este modelo de cadena de suministro.

Modelo flexible

Las empresas que fabrican productos de temporada o de vacaciones suelen utilizar el modelo flexible.

Estas empresas experimentan oleadas de alta demanda de sus productos seguidas de largos periodos de poca o ninguna demanda. El modelo flexible les permite prepararse rápidamente para iniciar la producción y cerrarla de forma eficiente en cuanto la demanda disminuye.

Para ser rentables, deben ser precisos en la previsión de sus materias primas, inventarios y costes laborales.

Cómo gestionar eficazmente una cadena de suministro

Gestionar una cadena de suministro es una empresa importante.

Requiere diligencia, capacidad para estar al tanto de las tendencias del sector, una mentalidad totalmente estratégica, ganas de trabajar duro y una gran atención a los detalles. Los retos de la gestión de la cadena de suministro son cada vez más complejos, a la par que la continua expansión de los mercados mundiales.

Sin embargo, hay algunas reglas generales que debe seguir para gestionar su cadena de suministro con eficacia. Como hemos mencionado, la comunicación es de vital importancia. Debe comunicarse con sus interlocutores, proveedores y clientes de forma clara y coherente. Cualquier incertidumbre o falta de claridad puede hacer mucho daño, provocando confusión, retrasos y, potencialmente, una menor productividad y rentabilidad.

También mencionamos la importancia de mantenerse al día con las nuevas tendencias. Esto incluye no sólo los nuevos tipos de metodología, sino también las nuevas tecnologías. Los sistemas con integración SCM pueden cubrir una serie de bases, como la gestión de inventarios, los informes en tiempo real, la visibilidad y la prevención del fraude.

Una dependencia excesiva de los datos históricos puede ser más un obstáculo que una ayuda, en lo que respecta a la gestión de la cadena de suministro. La planificación en tiempo real puede permitir respuestas más eficaces en caso de interrupciones imprevistas; con la visibilidad en tiempo real a lo largo de la cadena de suministro, las empresas pueden mejorar el control del inventario y, por tanto, la eficiencia.

Muchas empresas están aprovechando la revolución de la inteligencia artificial y la automatización, y este proceso está transformando rápidamente las cadenas de suministro en todo el mundo.

Acerca del autor

Editora Jefe | info@autorizadored.es | Web | + posts

Mi nombre es Silvia Guijarro.

Soy editora jefe en Autorizado Red. Me encanta escribir textos, especialmente si son sobre economía y finanzas.

Curso estudios de Economía y Finanzas por la Universidad de Deusto.

Anterior

Interés Compuesto

Deja un comentario